lunes, 15 de diciembre de 2008

MUNDO: QUE BIZARRO!!, BUSH SE DESPIDE DE IRAK ESQUIVANDO UN ZAPATAZO, JAAA!!

Nunca encontró armas químicas en Irak, nunca probó que Saddam Hussein tuviera conexión con Al Qaeda aunque sí una masacre química en el Kurdistán, que por cierto, ya todos sabían. El ataque a las torres gemelas del 9/11 fue solo una coartada para encontrar un chivo expiatorio, el real objetivo no era capturar a Osama Bin Laden, sino invadir Irak por el control del oro negro. La familia Bin Laden es socia de la familia Bush en el negocio del petróleo, qué maravilla.

El cínico número uno del mundo tuvo el desparpajo de decir que se embarcó en una guerra a la que "no estaba preparado" y lo dijo tras casi una década en que había destruido el 85% del territorio iraquí, aniquilado a miles de personas inocentes y derrochado millonadas de dólares del fisco estadounidense por mantener ésta guerra de la que también sacaron provecho los granputas que fabrican tecnología bélica.

Colin Powell tuvo la decencia de quitarse y admitir "que todo ésto fue un error", pero Bush continúa desperdigando sus acostumbrados "bushismos" a donde quiera que vaya. Qué tipo más nefasto para la historia de la humanidad, una verguenza para el mundo, si alguno se pregunta quien ha sido más sanguinario entre Adolf Hitler y George Bush, la respuesta podría estar balanceada. Qué bonito hubiera sido ver que el zapatazo le tapara la boca, pero ésta esquivada realmente es de antología.

1 comentario:

Eagle dijo...

Bravo por ese colega.
A muchos nos han enseñado a guardar la cordura y asumir con cabeza fría los sucesos que nos toca cubrir como comunicadores. Pero teniendo al frente a un tipejo como Bush pues es difícil mantener el buen juicio y el talante y de verás que dan ganas de arrojarle mil pares de zapatos "chancabuque" con punta de metal y hacerle tragar basura para que sepa lo que es el dolor y perciba la pestilencia que sale de su alma.
Espero que una campaña internacional obligue a las autoridades irako-norteamericanas a liberar a este periodista valiente.

saludos